Durante el mes de junio la ciudad celebra el Día Mundial de las Personas Refugiadas

03/06/2019 - 13:21

Redacció

Sensibilización. La ópera ‘La Maternitat d’Elna’ y el concierto ‘Mars d’acollida?’, entre las actividades programadas para las próximas semanas para reivindicar el derecho al refugio.

Desde el 27 de mayo y hasta el 21 de junio, la ciudad de Barcelona será el escenario de una serie de actividades lúdicas y de sensibilización para celebrar el Día Mundial de las Personas Refugiadas. La gran fiesta del refugio tendrá lugar en la orilla del Besòs el 16 de junio y será una jornada repleta de actividades al aire libre para disfrutar en familia. Durante las próximas semanas, en otros espacios de la ciudad también habrá propuestas como obras de teatro, música y artes gráficas de entidades ciudadanas que trabajan el tema del refugio. Destacamos dos que tendrán lugar en el Museo Marítimo: la ópera ‘La Maternitat d’Elna’, del joven compositor Martí Carreres, y el concierto ‘Mars d’acollida?’, de la Coral Cantiga, de los Lluïsos de Gràcia.

Ópera para recordar el pasado del refugio español

Combinar la memoria del refugio republicano y la ópera fue la propuesta desarrollada por Martí Carreras en su proyecto de final de grado de la Escuela Superior de Música de Cataluña (ESMUC). Su profesor Alfons Reverter fue decisivo para que Carreras, de 25 años, escribiera una ópera entera, música y libreto, lo cual resulta como mínimo sorprendente.

Las mujeres que pudieron parir en la Maternidad de Elna escaparon de las deplorables condiciones sanitarias y sociales de los campos de concentración.

Con respecto al tema, Martí explica que la idea de tratar esta realidad social responde a la necesidad de la ópera contemporánea de huir de los temas clásicos de los libretos, como el amor y la muerte. La pieza de Carreras trata sobre las vivencias personales de las refugiadas catalanas de la Guerra Civil embarazadas que pudieron parir en la Maternidad de Elna y escapar así de las deplorables condiciones sanitarias y sociales a la hora de dar a luz en campos de concentración como los de Argelès-sur-Mer o Sant Cebrià.

Martí explica: “Con esta historia queríamos establecer un paralelismo con la situación actual del refugio, de las personas que han huido de guerras y han sufrido las condiciones infrahumanas de ciertos campos de refugiados en Europa. En medio del alud de información sobre las personas refugiadas de hace unos años, recordaba conversaciones familiares sobre mi abuelo, que murió en el campo de Argelès”.

Una historia de solidaridad para una ópera solidaria

La Maternidad de Elna fue un espacio de seguridad, de recuperación y de dignidad para mujeres refugiadas para las que la alternativa era ser madres en campos de concentración donde los días pasaban bajo el frío, la lluvia, la falta de alimentos y la insalubridad, y donde la esperanza de vida de sus bebés era prácticamente nula.

La creadora y alma de la Maternidad, establecida en el pueblo francés de Elna, es el único personaje de la ópera basado en una persona real, Elisabeth Eidenbenz. Las dos chicas embarazadas y uno de sus maridos son imaginarios; sin embargo, según Martí, “seguro que las historias son las que podría haber vivido cualquiera de las personas que pasaron por la Maternidad”.

Participarán de manera desinteresada más de cien personas, entre músicos, cantantes y niños.

El 18 de junio tendremos la ocasión de adentrarnos en esta ópera en el Museo Marítimo de Barcelona, en el marco de la celebración del Día Mundial de las Personas Refugiadas. Será un espectáculo solidario gracias a la participación desinteresada de más de cien personas, entre corales, músicos y solistas: la Orquestra de Cambra de la Garriga, el Cor Infantil de la Escuela Municipal de Música Josep Aymerich, cinco corales del Vallès Occidental y Oriental y cuatro solistas profesionales, con la dirección de Alfons Reverter. La recaudación se donará a Adoratrius (Sicar Cat), entidad dedicada en la atención a mujeres vulnerabilizadas y, en especial, a las víctimas de tráfico de seres humanos. Las entradas ya están a la venta; para más información, haz clic aquí.

Una coral entre dos mares

La Coral Cantiga, de los Lluïsos de Gràcia, también participará en la celebración del Día Mundial de las Personas Refugiadas con un concierto solidario en el Museo Marítimo. En este concierto proponen poner cara a cara dos regiones europeas muy alejadas geográficamente: el Mediterráneo y el Báltico. Ambas regiones tienen en común el hecho de tener un mar que comparten los países de los alrededores y que, por lo tanto, acerca las respectivas culturas. Los textos poéticos que se leerán durante el concierto invitarán a la reflexión sobre la realidad de las personas refugiadas. En este caso, la ONG beneficiaria de la recaudación será Open Arms. Las entradas ya están a la venta; para más información, haz clic aquí.

Más actividades: música, arte, cómic, fotografía…

Pero no solo tendremos ópera y coral, también podremos participar en un conjunto de distintas actividades.

El mundo educativo también ha querido implicarse en la oferta de actividades de sensibilización del Día Mundial de las Personas Refugiadas con propuestas que van desde una biblioteca viviente, organizada por Ahead, hasta dos obras de teatro en francés de Artistes Pedagogs y Barcelona Actua. También podremos disfrutar de la exposición del proyecto de aprendizaje servicio “Rec[fugiades]”, de Justícia i Pau y el Colegio Mare de Déu dels Àngels. El Consejo Nacional de Juventud de Cataluña también participará, este año, en una jaima en el parque de la Estació del Nord, para sensibilizar sobre la realidad del Sáhara Occidental.

Finalmente, el mundo del arte y la cultura gráfica nos propone actividades participativas como un cómic gigante en vivo, que dinamizará la ONG Dibujos por Sonrisas; una jornada de convivencia de la Fundación Ficat; el espectáculo Amic meu, de Open Cultural Center, y la charla de Open Arms, que abrirá la dramaturga Helena Codorniu con la pieza corta Refugis.

Y todo ello, además de la gran fiesta del refugio en la orilla del río Besòs, que tendrá lugar el día 16 de junio en el Parque Fluvial del Besòs, en el lado de Santa Coloma de Gramenet. Una jornada al aire libre llena de actividades organizadas por entidades que trabajan con personas refugiadas.

Puedes consultar el programa aquí.

Comparte este contenido

Whatsapp